“Todos los señores saben que no se les pide ni un cinco, ¿Cuál bolsita?; responde organizadora de bailes para personas mayores en plaza “Chiquita” de NCG”

Carmelita Castrejon

  • “Me molesta que hablen sin fundamento”, Carmelita Castrejón

Después de que en la sesión ordinaria de cabildo celebrada el miércoles 27 de noviembre de este 2019, surgieran los comentarios acerca de que se estaba cobrando un dinero extra a las personas mayores que acuden cada sábado a bailar en la plaza Héroes del Carrizal, de Nuevo Casas Grandes,  mejor conocida como la plaza “Chiquita” o plaza de “Los Viejitos”, Carmelita Castrejón quién desde hace 6 años forma parte de la organización de este tipo de eventos, molesta, menciona; “Todos los señores saben que no se les pide ni un cinco ¿Cuál bolsita?, me molesta que hablen sin fundamento.

Fue la regidora Olivia Orozco, quién informó al ayuntamiento local de que algunas personas de la tercera edad acudieron ante ella para externarle sus inconformidades en cuanto al sonido que se pone en el espacio público, que no se escucha bien, pero además mencionó que los mismos quejosos señalaron que se pasa una bolsita entre los asistentes para cooperar con la causa.

Como son los integrantes del ayuntamiento quienes aportan la cantidad de 2 mil 850 pesos mensuales para el pago del sonido, se tuvo que formar una comisión de regidores para investigar este asunto.

Sin embargo, al acudir con la señora Carmelita Castrejón, esta misma dijo estar muy molesta por los comentarios vertidos en su contra, pero más que nada dijo estar molesta con la regidora quién hizo los comentarios dentro de la sesión ordinaria de cabildo celebrada el pasado miércoles 27 de noviembre del año en curso.

“Me molesta que la metan a uno en conflictos, hace poco vino la maestra (Olivia Orozco), pero ni la voy atender, son inventos suyos solamente, todos los señores saben que no se les pide ni un peso, aquí tengo los gastos que se han hecho, y pueden acudir a preguntarle a los señores a ver si yo les cobro un peso, verán que todo es mentira, hay gente que no saben nada, solo exigen”, expresó Carmelita Castrejón.

En cuanto al tema del sonido y del dinero que se le paga a la persona encargada del mismo, la señora en mención dijo que anteriormente al señor “Tafoya” se le estaba pagando 600 pesos por semana, pero que después de su operación se tuvo que contratar a otra persona de apellido “Viguería”, quién cubriría este espacio pagándole la misma cantidad de dinero semanal.

No obstante, uno de los días en que se tenía que presentar el nuevo contratado, a este mismo se le olvido que los bailes eran los sábados, y no los domingos como él había pensado, por lo cual se tuvieron que tomar otras medidas.

Ante esta situación, se tuvo que rentar una bocina, pagando la misma cantidad de 600 pesos por la renta de 2 a 6 de la tarde, y en temporada de verano el horario se tuvo que extender.

Se donó una cantidad de 680 pesos para el señor “Tafoya”, puesto que este mismo estaba convaleciente de la operación. En el mes de diciembre del año pasado, se realizó una posada que costó cerca de 2 mil pesos. Y el día del abuelo se repartió soda, detalló Carmelita Castrejón.

La integrante del grupo “Alegría”, dentro de la entrevista mostró los gastos que se han hecho con el pago que recibe del ayuntamiento de Nuevo Casas Grandes, agregando que ha habido ocasiones en que se ha gastado más, puesto que hay meses que tienen 5 semanas, lo que por ende, hace que los gastos se incrementen.

Comentó que las personas mayores han estado contentos con el señor “Tafoya”, las cuales esperan que se recupere para que vuelva a deleitarlos con su música.

Así mismo, dijo estar dispuesta a que la comisión de regidores acuda a la plaza “Chiquita” y les pregunten a todos y cada uno de los señores que asisten cada sábado a bailar en ese espacio.

“Maestra, le hago un atento comentario, los errores tienen nombre, se llaman chismes, merecemos respeto, porque ella fue la de todo este problema, la culpo a ella por eso”, finalizó con la entrevista Carmelita Castrejón.

Deja un comentario